CROSS TAPE

Introducción 

El cross tape está formado por cintas o bandas cruzadas en malla, no elásticas y sin ningún tipo de medicación, formando un parche con forma de rejilla. Es resistente al agua, posee un adhesivo hipoalergénico de uso médico (lo que disminuye las posibilidades de irritación de la piel) y puede llevarse pegado durante varios días, características similares a las del vendaje neuromuscular o kinesiotape


Los músculos están bajo el control de los nervios motores y sensitivos, pero también están bajo la influencia de los nervios autónomos (o vegetativos) y los meridianos. De igual forma tanto la piel como los vasos linfáticos, están inervados por nervios sensitivos y vegetativos. Esta confluencia de inervaciones nos permite  poder considerar a los músculos y la piel como centro de la gran mayoría de neurotransmisiones. 

El cross tape busca restablecer la bioelectricidad alterada del organismo, actuando como mecanismo de control sobre las microcorrientes electromagnéticas que pasan por la piel y optimizando su funcionamiento en casos de desequilibrio tanto a nivel superficial como profundo, originado por cicatrices, disfunciones vertebrales, problemas musculares u otras enfermedades.




Como se coloca

El cross tape se aplicará en los puntos de acupuntura, en estaciones de ganglios linfáticos o en puntos de dolor, para buscar una auto-regulación de la zona y en definitiva, para controlar y reestablecer la bioelectricidad alterada; también se aplican en puntos gatillo miofasciales para desactivarlos.

La aplicación del cross-tape es un tanto peculiar: colocamos el parche pegado por una esquinita sobre la uña del dedo índice o cogido con una pinza, y lo vamos pasando lentamente, cercano y de forma paralela a la piel, mientras observamos si vibra o intenta adherirse a la piel. En el lugar donde la piel ejerza mayor atracción sobre el cross-tape, lo dejaremos pegado.



Aplicaciones

 Algunas de las indicaciones del crosstape: dolor (postoperatorio, artritis, sobrecargas y contracturas musculares...), cefaleas y migrañas, mareos, hematomas, problemas de espalda, dolor de tipo orgánico (dismenorrea...), sinusitis... Se trata de un método de tratamiento con muy buenos resultados en el tratamiento del dolor de la fibromialgia, aplicándose un parche en cada punto de dolor.

El cross tape puede utilizarse como forma de tratamiento aislada, como complemento al kinesiotape u otras técnicas o como sustituto del vendaje neuromuscular en determinados casos (bebés, pieles sensibles...).


Benefíciate de este método en MANSQuiromasaje.
Infórmate aquí.